Corridas de toros… no creo.

Las corridas de toros tienen vigencia legal en Quito, es verdad, pero no por eso son legítimas. De hecho, absolutamente lo contrario.

La comisión taurina de la ciudad ha vuelto a ser integrada para un perìodo màs, pero acoge en esta ocasión un interés pobre y debilitado por parte de los seguidores de estos espectáculos cruentos quienes, como ya se ha visto, han mudado a aficiones de tinte menos rojo (menos mal).  Los desesperados al parecer son los empresarios, aunque no deberían ya que sus pequeñas o grandes dehesas siguen produciendo papas, habas y demás vegetales,  o se estàn transformando en hosterias de campo que posiblemente sean una mejor inversión a largo plazo.

Sigue leyendo

Anuncios